Recomendaciones para diabéticos en época de huracanes

En Puerto Rico hay una alta prevalencia de diabetes. Nuestra isla está localizada en un área de alta incidencia de actividad sísmica y de paso de  huracanes. Si bien todos estamos expuestos a las inclemencias que la naturaleza nos trae, el paciente diabético –en especial los niños y envejecientes– es más vulnerable a las consecuencias que cualquiera de estos eventos puede traer.

La persona diabética tiene unas peculiaridades en utilización de medicamentos, requerimientos nutricionales; insulinas y agentes inyectables que deben mantenerse a una temperatura específica; por lo que en la eventualidad de un fenómeno natural, el panorama se les complica y hasta  les puede costar la vida.

Por esta razón el Comité de educación a la comunidad de la Sociedad Puertorriqueña Endocrinología y Diabetología, hace las siguientes recomendaciones para que el paciente con diabetes o sus familiares estén preparados en caso de que el “día menos pensado” nos madrugue sin estar preparados:

¿Qué debemos hacer?

“La mochila”

  • Identificación
  • Listado de tus enfermedades, medicamentos, alergias y vacunaciones
  • Listado de tus proveedores de salud (médicos y farmacias), con el número de teléfono
  • Listado de tus familiares más cercanos, con el número de teléfono
  • Copia de los laboratorios más recientes
  • Suplido para 30 días de tus medicinas y espejuelos con una receta vigente
  • Agua embotellada para al menos tres días (1 galón por persona)
  • Fuente de hidratos de carbono o azúcar (jugo, barra nutricional, pastillas, glucose gel, etc.)
  • Comida no perecedera para tres días con un abrelatas
  • Toallitas húmedas para aseo personal
  • Metro de medir glucosa con baterías y tiritas
  • Papel, lápiz o bolígrafo
  • Botella plástica para botar las jeringuillas y lancetas
  • Linterna con baterías adicionales
  • Pito, soga, cuchillo y radio con baterías
  • Kit de emergencia con vendajes, esparadrapo, crema antibiótica, curitas, etc.
  • Teléfono celular con batería, cargador y, de ser posible, cargador solar
  • Zapatos cómodos
  • Ropa fresca, holgada y cómoda, incluyendo ropa interior (al menos un cambio de ropa)
No Comments Yet

Leave a Reply