Rescatistas insisten en el valor de esterilizar las mascotas

El año pasado, se les aplicó la eutanasia a más de dos millones de perros y gatos saludables en albergues de Estados Unidos y Puerto Rico. Sin embargo, todavía quedan sobre 300,000 perros y más de medio millón de gatos en las calles de la Isla a la espera de un hogar.

Definitivamente, la estrategia de “ponerlos a dormir” no está funcionando.

“Si no nacen, no mueren. El mayor acto de crueldad contra un animal es permitir que sigan naciendo porque no hay hogares que los cuiden y protejan por el resto de sus vidas. Existe una gran necesidad de seguir educando sobre la esterilización”, expresó la presidenta del Santuario de Animales San Francisco de Asís (Sasfa) en Cabo Rojo, Dellymar Bernal, en entrevista con BUENAVIDA.PR.

Y es que, a raíz del reciente caso de la desaparición y regreso de la perrita poodle Violeta, que estaba recién parida y con tres cachorros, la enorme comunidad de rescatistas de animales en Puerto Rico levantó una bandera de alerta para reiterar el valor de la esterilización de todas las mascotas.

Un regalo de salud

“Por cada animal que nace, le estás cortando la posibilidad de ser adoptado a uno que ya está en la calle o en un albergue o un santuario.  Si amas a tu mascota, le vas a regalar salud y calidad de vida. Salud, porque en las hembras previenes cáncer de mama y de útero, infecciones, problemas hormonales e incluso problemas psicológicos por embarazos psicológicos. En los machos, previenes cáncer de testículos, de próstata, problemas urinarios y hormonales”, aseguró la joven bibliotecaria y rescatista que administra un santuario donde viven sobre 168 perros y 56 gatos.

Además, Bernal insistió en que las personas deben entender que las mascotas no tienen necesidad de ser madre o padre, en referencia a la práctica de “casar” los perros o gatos para que sean “mamás” o “papás”. “Como guardianes responsables, nos toca a nosotros tomar las decisiones correctas para el bienestar de los animales”, indicó.

Por su parte, la rescatista y presidenta de la Brownie Blondie Foundation, Marjorie Andino, explicó que sigue viendo cómo, a pesar de los esfuerzos educativos que se han hecho en la Isla a través de los años, las personas aún prefieren adoptar o comprar animales de raza antes que darle la oportunidad a un sato.

“Yo, como rescatista, considero que una perrita de raza como Violeta no necesariamente representa la realidad que viven los perros en las calles de Puerto Rico. El apoyo que recibo en las redes sociales cuando rescato un perro de raza es increíble y no se compara con el apoyo que recibo para un caso, en peores condiciones, pero que no sea de raza. Esta es una situación de clasismo que tenemos como pueblo”, señaló la trabajadora social y profesora.

Al mismo tiempo, cuestionó qué hubiese pasado si, por ejemplo, Violeta no hubiese aparecido.

“Una perrita de raza, lamentablemente, se ve como una mercancía. Es un producto para explotar reproductivamente y seguimos con la situación sin fin de sobrepoblación de animales. Si hay un perro de raza para la venta o adopción, no me van a adoptar uno sato que ya está”, añadió.

Compromiso de vida con Violeta

El estilista y comerciante Johnny Torres Mercado reconoció que, antes de perder a Violeta, no se relacionaba con la comunidad de rescatistas de Puerto Rico pero que la descubrió cuando comenzaron los esfuerzos de buscar a Violeta.

“Por el apoyo masivo que tuve (para encontrar a Violeta), por el cariño de la gente… Yo sé que mucha gente ama a los animales y lo comprobé con todo el apoyo que tuve, y en agradecimiento decidí apoyar la causa. No sabía que había un mundo tan comprometido con la causa. Ahora es que me doy cuenta”, manifestó el joven lareño a BUENAVIDA.PR.

Torres dijo que para él, sus tres poodles Azul, de 8 años; Apple, de 10 años; y Violeta, de un año y siete meses, son como si fueran sus hijos pero desconocía cuán importante era esterilizarlos. Luego de haber sido orientado por la misma comunidad de “animal lovers” que lo ayudó a difundir el caso de Violeta, se comprometió a operar la perrita para que no tenga más cachorros.

“Ya Violeta no es una perra normal, es ahora portavoz de muchos animales sin hogar”, aseguró Torres y destacó que usará la fama de su perrita para, además de apoyar la causa de los animales perdidos, recoger fondos para niños con autismo en Puerto Rico.

Si quieres colaborar:

Santuario de Animales San Francisco de Asís

-Matrícula: sobre 168 perros y 56 gatos.

-Necesidades: comida mojada para perros y gatos, comida seca de salmón y libre de granos, bolsas de basura, guantes, juguetes, donativos de dinero para cuentas veterinarias, voluntarios de la zona oeste o área metropolitana.

-Contacto: 787-612-8587 | PayPal: info@sasfapr.org

Brownie Blondie Foundation

-Matrícula: 14 perros rescatados en proceso de rehabilitación. Algunos tienen fracturas y artritis a causa del maltrato

-Necesidades: apoyo económico para cuentas veterinarias, donaciones de comida libre de granos, suplementos.

-Para donativos: ATH Móvil 787-949-7771 | Cuenta de Banco Popular # 274-033-164 a nombre de Brownie Blondie Foundation

No Comments Yet

Leave a Reply