¿Entrenar con mucho peso y pocas repeticiones o al revés?

Seguramente habrás observado en el gimnasio a más de una persona que hace series de 15 o más repeticiones con un peso bastante bajo. Si te acercas a preguntarle te dirá que lo que quiere es definir y que para eso hay que usar poco peso y realizar muchas repeticiones por cada serie.

Los que defienden esta teoría plantean que así es como se tonifica el músculo –concepto utilizado cuando lo que se quiere es poner el músculo duro y dibujarlo por encima de la piel, quitando la grasa que lo cubre– y que las series de largas repeticiones y con un peso no excesivo le dan al músculo un estado más compacto, marcando todas las zonas y haciendo que se queme grasa cuando se realiza cada repetición.

Según este argumento, con largas series de baja intensidad se consigue quemar mucha más grasa –no se habla de calorías, sino de grasa– y es la clave para definir. Desde esta perspectiva, esto no se puede seguir con las rutinas de mucho peso con series cortas que usan glucógeno, pues son demasiado intensas y no favorecen que se marque el músculo.

Por otro lado, otros piensan que esto es absurdo, ya que por un lado bajar el peso no cuadra ya que sería necesario establecer cuánto hay que bajarlo, si sería lo mismo bajar un 20 que un 50 o un 90 por ciento.

De acuerdo con el entrenador personal Eduardo García Berenguer, se habla y se escribe mucho sobre este tema y es una especie de mito.

“Lo que sí es cierto es que el aumento en carga (peso) requiere un esfuerzo mayor, desgarrando tejidos y logrando la activación de células que crean fibra muscular de rápido crecimiento que se adhieren al área afectada, creando más musculatura y desarrollando más fuerza”, explicó.

Por el contrario, al disminuir la carga o peso requieres menos esfuerzo en el movimiento, lo que permite realizar más repeticiones para crear resistencia muscular. Y aunque siempre se ha dicho que a menor carga y más repeticiones habrá más tono muscular, la realidad es que hay distintos factores en esto, dijo el entrenador.

“Una alimentación adecuada, la genética y programas en los que haya movimientos variados de estimulación muscular son tan o más importantes que el número de repeticiones por serie (set)”. Según expresó, las mujeres tienden a preocuparse por ganar demasiada musculatura al usar cargas pesadas, pero la realidad es que carecen de la testosterona necesaria para eso.

García Berenguer manifestó que los programas que combinen fuerza, (alta carga, menos repeticiones) y resistencia (media carga y más repeticiones) son los más recomendados ya que favorecen el desarrollo tanto de fuerza como de resistencia “lo que ayuda a desarrollar una mejor musculatura y condición física, a la vez que reducen el riesgo de lesiones”.

Si deseas más información, llama al (787) 627-2643.

No Comments Yet

Leave a Reply