Caballero: cómo elegir tu ropa

Elegir las piezas de vestir correctas, y del modo correcto, es una tarea que puede simplificarse si sigues los siguientes consejos.

La edad

Mientras más intentes ponerte ropa que se pondría un jovencito, mayor te verás. Por ello, ten cautela en los estilos y los colores que selecciones.

Por ejemplo, alguien joven podría ponerse un pantalón rojo tipo skinny. Tú puedes optar por el mismo color, salvo que el estilo debe ser recto. Incluso, puedes incorporar esa tonalidad en otras piezas como una camisa, un pañuelo en la chaqueta, una corbata o un lazo, incluso en los zapatos y en la correa.

El estilo de vida

Lo que elijas, debe corresponder a las actividades que sueles realizar. En caso de que seas de los que les gusta estar en camisetas y mahones, lo que importa es que te sientas a gusto con lo que selecciones. No compres por el mero hecho de que está en especial y la pieza termine “sepultada” en tu clóset porque no es algo que utilizas regularmente.

La forma del cuerpo

Sé consciente de tu realidad corporal. ¿Por qué comprarte una pieza de una talla cuando en realidad eres unas cuantas más grande? Si tienes algo de panza, opta por camisas más holgadas, de colores sólidos o con líneas verticales. Los cuadros grandes abultan la silueta. En caso de que seas bajito, vigila el largo de los pantalones, así como el de las mangas de las camisas y las chaquetas.

Para qué estás escogiendo

Si es para un evento en particular, toma en consideración el código de vestimenta, así como la hora, el estado del tiempo y el lugar.

¡Imagínate vestido de crema y que el día esté lluvioso! ¿Qué harías si te antojas de vestirte de chaqueta y corbata sin percatarte de que en la invitación decía que la vestimenta sugerida es casual?

No Comments Yet

Leave a Reply