Lo nuevo en modalidades de ejercicio

Muchas personas detestan el ejercicio y le temen al gimnasio. Si deseas prevalecer en tu decisión de “nuevo estilo de vida”, debes preguntarte de dónde viene ese rechazo, para que puedas enfrentarlo cada vez que aparezca.

El ejercicio no es diferente a cualquier otra nueva actividad que al principio te puede intimidar o hacer sentir incómoda, pero una vez la empiezas a dominar y le coges el gusto, ¡el rechazo desaparece! y la actividad se convierte en parte de tu rutina, es decir, de tu estilo de vida.

Es exactamente lo mismo con el ejercicio, ¡en serio! Te sentirás mejor física y emocionalmente y cuando empieces a ver que la ropa te queda más grande, ¡te preguntarás por qué tardaste tanto en decidirte!

Una vez tomada la decisión, analizado tu rechazo al ejercicio y reafirmado tu meta, entonces debes decidir qué modalidad de ejercicio escogerás. Tienes suerte; actualmente hay un abanico de posibilidades que incluye opciones dentro y fuera del gimnasio, que combinan el aeróbico con el anaeróbico, con máquinas y sin ellas, hasta con o sin zapatos, como el PiYo.

Según el entrenador personal Eduardo García Berenguer, el 2016 promete ser un año en el que el creciente interés de la población por ejercitarse continuará de forma más marcada. Con el fácil acceso a la información, el público está al tanto de los beneficios de tener una vida activa y saludable. 

A su juicio, la principal tendencia en el 2016 será combatir al enemigo número uno del ejercicio: el tiempo.

Obligaciones profesionales y familiares, entre otras, hacen cada vez más difícil tener horas para ejercitarse; es por esto que entrenamientos intensos de corta duración serán muy populares. 

“Protocolos de entrenamiento como tabata e intérvalos prometen ser sumamente efectivos en corto tiempo, logrando un trabajo de múltiples músculos simultáneamente, mientras mejora el rendimiento anaeróbico y acelera el metabolismo para un mayor gasto calórico 24 horas luego del ejercicio”.

Y si de intensidad se trata, el entrenamiento tipo cruzado o cross training seguirá siendo cada vez más popular. Modalidades como los boot camps, crossfit y el GUN-eX proporcionan estimulaciones en alta intensidad, mientras desarrollan múltiples destrezas como fuerza, velocidad, potencia, agilidad, coordinación, balance y fortalecimiento del tronco, entre otros. 

“Aunque muchos teman a este tipo de entrenamiento por encontrarlo demasiado intenso, la realidad es que con la guía de un buen recurso, entrenador o coach, debe ser una experiencia libre de lesiones con resultados visibles, sobre todo en la condición física y el rendimiento en general”, dijo a Buenavida.

El ejercicio no es diferente a cualquier otra nueva actividad, que al principio puede intimidarte, pero una vez le coges el gusto, el rechazo desaparece.

Asimismo, indicó que el aspecto competitivo estará muy latente este año. El auge en maratones, bicicletadas, tríalos y carreras de obstáculos será cada vez mayor, así como el entrenamiento para estos. Se verán cada vez más competidores trabajando las destrezas específicas y más recursos especializados en esto, opinó el entrenador.

Otra tendencia identificada por García Berenguer es la de entrenar en espacios abiertos. “En una isla tropical esto es cada vez más visible. Entrenamientos individuales y grupales con herramientas portátiles como el XCO, Flexibar, TRX, Kettlebells, BOSU y Disk, entre otros, permiten tener entrenamientos funcionales sin limitación de espacio y la combinación de múltiples y variados ejercicios en todas las direcciones”.

En la era de la revolución tecnológica, por supuesto, que este aspecto resaltará cada día más y más. “Ante la ola del live streaming se han organizado entrenamientos online que pueden realizarse en cualquier momento en el hogar, permitiéndole a las personas adaptarse a su horario. Desde clases de spinning, artes marciales, resistencia y yoga, todas podrán ser alcanzadas con un solo clic, haciendo más accesible la posibilidad de sudar con tu modalidad favorita en el lugar de mayor conveniencia para ti”.

De hecho, si te gustan el yoga y el Pilates, pero no tienes tiempo para dedicarles una hora a cada una, te sentirás encantada con las clases de PiYo, una modalidad de entrenamiento en la que combinarás los movimientos del yoga con los estiramientos del Pilates y ejercicios cardiovasculares. Según la instructora Eva Vega, en la clase PiYo vas a tu ritmo y puedes fortalecer todo tu cuerpo o ciertas áreas en específico. La entrenadora asegura que sudarás.

En fin, de acuerdo con García Berenguer, la tendencia más marcada será hacer buen uso del tiempo y espacio para tener una vida activa y sana que te permita ser más dinámico y hábil para tener una buena vida.

  • Tabata– entrenamiento intenso, con intervalos y de corta duración. Para aplicarlo, debes escoger un ejercicio y realizar la mayor cantidad de repeticiones posibles durante 20 segundos, descansas 10 segundos (exactos) y haces siete series más. En solo cuatro minutos lograrás un entrenamiento intenso, corto y efectivo.
  • Cross trainingentrenamiento de fuerza, potencia y acondicionamiento físico extremo, basado en el entrenamiento funcional de capacidades físicas básicas como resistencia cardiovascular. Es la combinación perfecta entre entrenamiento funcional y físico extremo.
  • Boot camp– si te gusta el entrenamiento militar, esta modalidad te encantará, pues se trata, básicamente, de una preparación intensa con ejercicios que retan tu fuerza, coordinación y resistencia psicológica.
  • Crossfitsu principal objetivo es el desarrollo simultáneo de cualidades como coordinación, precisión, flexibilidad, equilibrio, agilidad, velocidad, fuerza, potencia y, resistencia cardiovascular trabajando varios músculos a la vez, pero diferentes cada día, para gastar más energía. Es un entrenamiento intenso.
  • GUN-eX– ideal para entrenar en pareja, promete un entrenamiento duro y divertido con un gran gasto energético, logrando tonificación muscular y desarrollando velocidad, fuerza y potencia.

 

***Si deseas más información, llama al (787) 627-0643 o al (787) 679-3796 para PiYo.

No Comments Yet

Leave a Reply